Ideas que Inspiran

Organizador de tela. Espacios limpios y recogidos

Organizador de tela. Espacios limpios y recogidos

¿Cuántas veces te has retrasado en salir de casa por buscar ese accesorio o ese par de zapatos que parecen haber sido tragados por la Tierra? Esto habla un poco acerca de tu forma de organizar las cosas, pero si quieres poner solución a esto y llegar a tiempo a cualquier cita, es momento de poner manos a la obra con Modatelas y hacer este organizador de tela.

No hay nada como tener la casa siempre limpia y recogida, esto crea un ambiente relajado y cómodo, pero cuando hay niños es complicado mantenerla así todos los días. Juguetes por aquí, zapatos por allá, un verdadero caos que puede ir creciendo día con día. Incluso, aún sin tener niños, puede suceder que de vez en cuando, también tengas un total desorden.

Pero ahora con el organizador de tela será muy sencillo recoger y tener impecables cada uno de tus espacios. Este es un accesorio que puedes ocupar como zapatero, juguetero o hasta costurero, es muy versátil y lo mejor es que no tendrás que comprar un mueble costoso, este se convertirá en tu aliado del orden.

Recoger nunca había sido tan fácil y divertido, con el organizador siempre tendrás todo a la manos ¡Haz el tuyo

Organizador de tela paso a paso

Hoy aprenderás a hacer un útil organizador con materiales que puedes encontrar en nuestra tienda en línea. Todos nuestros productos son de la mejor calidad y los precios te encantarán, así que haz hoy mismo tu pedido para olvidarte del desorden y mantener tus habitaciones recogidas.

 

Materiales:

  • Hilo
  • Tela
  • Lápiz
  • Papel
  • Regla
  • Tijeras
  • Alfileres
  • Plancha
  • Cinta métrica
  • Máquina de coser

Procedimiento:

1.- Vamos a comenzar por cortar dos piezas grandes de tela de aproximadamente 50 cm de ancho x 70 cm de largo. Nosotros te recomendamos usar la tela tergal por ser muy firme y resistente, pero si gustas, también puedes usar una tela gruesa como la loneta.

2.- Cortamos de la tela una tira con las medidas de 80 cm de largo x 12 cm de ancho, esta pieza nos servirá para hacer las cabecillas que irán en la parte superior del organizador para colgarlo en el gancho.

3.- Ahora cortamos nueve rectángulos de tela, te recomendamos usar colores diferentes para distinguir cada uno. Pueden ser del tamaño que tú elijas, nosotros los haremos de 22 cm de largo x 20 cm de ancho. Si consideras que tu pulso no es bueno, puedes hacer un patrón en la hoja de papel y después marcarlo en la tela.

4.- Para darle forma a los bolsillos, tenemos que doblar hacia el interior de la tela 1.5 cm de la misma y para que queden bien marcados los dobleces, usaremos la plancha.

5.- Cada bolsillo tendrá un dobladillo en la parte superior y para elaborarlo debemos plegar nuevamente la tela por el borde superior, aproximadamente 2 cm hacia adentro y planchamos.

6.- Doblamos los bordes laterales de cada bolsillo, unos 4 cm hacia dentro, planchamos y posteriormente, desdoblamos los extremos laterales para hacer coincidir los bordes y planchar de nuevo el bolsillo. Repetimos este paso para uno de los 9 bolsillos.

7.- Es momento de coser un pespunte justo en la parte del dobladillo del borde superior de los 9 bolsillos.

8.- Una vez que ya tenemos listos los bolsillos, los colocamos con los pliegues hacia el interior de una de las dos piezas grandes de la tela. Los acomodamos dejando un margen de 6 cm en la parte superior de la tela y un espacio de 2 cm a lo largo y de 4 cm entre cada bolsillo.

9.- Ya que están en posición, los sujetamos con ayuda de los alfileres sin moverlos demasiado. Hilvanamos y cosemos los laterales de los bolsillos a la pieza de tela.

10.- Doblamos los pliegues y cosemos un pespunte a lo largo del borde inferior, asegurándonos de coser a través de cada capa de tela.

11.- Ahora doblamos la tira de tela con el derecho hacia dentro y cosemos los bordes. Te recomendamos hacer una costura zig zag para que no deshilache la tela y al terminar, damos la vuelta a la tela y la planchamos.

12.- Cortamos las tiras en cuatro de la misma longitud y las doblamos a la mitad. Las pasamos por el gancho y las sujetamos con los alfileres para coserlas a la pieza grande de tela.

13.- Cosemos los bordes de las tiras y colocamos la otra pieza grande de tela, ambas deben tener sus derechos hacia dentro.

14.- Ahora tenemos que coser el organizador por tres de sus lados para dejar uno libre y así poder voltearlo al derecho. Nuevamente, con una puntada de zig zag cosemos por toda la orilla, damos vuelta y cerramos la costura con un pespunte.


    Este organizador de tela lo puedes colocar detrás de tus puertas o bien colgarlo en alguna pared que tengas libre , de esta manera puedes ahorrar espacio y un poco de dinero al no necesitar muebles que ocupan mucho espacio. Este es un complemento muy práctico que querrás tener en cada habitación de tu hogar.

      Deja una respuesta

      Tu e-mail no será publicado. Los campos requeridos están marcados. *