Ideas que Inspiran

Cortinas para cocina... ¡Haz las tuyas!

Cortinas para cocina... ¡Haz las tuyas!

Uno de los elementos más llamativos en la decoración del hogar son las cortinas para cocina, ese rincón donde se crean platillos exquisitos, se comparten momentos inolvidables y donde también se puede echar a volar la imaginación para darle aún más armonía.

En la cocina se viven momentos de alegría y convivencia, por lo que mantenerla linda para la familia es una tarea que también involucra a la decoración. Se puede jugar con los colores, las texturas, los utensilios y las telas para sacar el máximo provecho de este espacio hogareño.

Las cortinas para cocina pueden ser de un solo color o combinar varios, también se vale que tengan estampados de comida o naturaleza. Cuando se trata de darle vida al hogar lo más importante es tener en cuenta nuestros gustos y a partir de eso buscar los materiales que más puedan ayudarnos.

Pero antes de poner manos a la obra, demos un pequeño paseo por la historia de las cortinas como decoración. Todo comenzó en la época de los romanos, ellos le dieron por primera vez un uso doméstico a las telas, que antes únicamente se ocupaban como puerta o ventana.

Tiempo después, durante el siglo XIV, las camas comenzaron a revestirse con doseles y cortinas para combatir el frío. Mientras que en el Renacimiento se utilizaron como un elemento para decorar los pasillos de los castillos donde vivía la realeza.

Cuando las cortinas tomaron un papel importante en la decoración de inmuebles, se emplearon diferentes telas para elaborarlas, como la seda o el terciopelo. Los estampados de naturaleza y figuras geométricas poco a poco se hicieron populares, complementando así la oferta de materia prima para hacer cortinas.

Con nosotros encontrarás una gran diversidad de colores, telas, estampados y texturas para que puedas elaborar tus propias cortinas de cocina, de esa manera le darás un nuevo aspecto a este espacio de la casa, que incluso puedes adaptar a cada época del año, como Halloween y Navidad.

¿Cómo puedes hacer tus propias cortinas de cocina?

Lo primero que debes tener en cuenta son las medidas de la ventana donde pondrás tus cortinas, para que puedas comprar la tela necesaria. No olvides que harás dobladillos, así que a tus medidas añade alrededor de 15 centímetros para que queden justo a la medida que las deseas. 

El resto de materiales que vas a necesitar son:

  • Tela, en este caso la que más te guste, una que armonice con el resto de la decoración en tu cocina. Una que deja entrar mucha la luz y combina con varios colores es el Tergal Voile Brillante.
  • Hilo seralón, de un color que combine con la tela
  • Tijeras
  • Máquina de coser
  • Alfileres
  • Tiza para costura

Los pasos para hacer tus cortinas para cocina son los siguientes:

  1. Extiende toda la tela y dóblala justo a la mitad, haz pequeñas marcas con la tiza para que puedas cortarla exactamente por el centro.
  2. En los costados de tus dos piezas de tela haz un dobladillo y cóselo, puedes plancharlo para que sea más fácil hacer este paso. Si la orilla de la tela ya tiene los dobladillos hechos, puedes continuar al siguiente paso.
  3. En la parte inferior de cada pieza de tela debes hacer un dobladillo, es más fácil hacerlo si planchas la tela, así no se moverá mientras coses.
  4. Toma tus dos telas de la parte superior y haz un dobladillo de casi un centímetro. Cuando esté cosido vuelve a hacer un dobladillo, pero ahora de una medida aproximada de 8 centímetros, pues aquí es por donde pasará el cortinero, por eso la medida depende del tipo de cortinero que tengas en casa.

Estos pasos te ayudarán a hacer unas cortinas sencillas, en caso de que quieras hacer las que llevan volados, necesitas tela extra. Toma en cuenta que debe medir lo doble que el ancho de tu ventana (pues se cose como si fuera acordeón) y de alto pueden ser como máximo 25 centímetros, tú eliges qué tan largo deseas el volado.

Luego tienes que seguir los siguientes pasos:

  1. Cose la tela de la parte superior como si se tratara de un acordeón, para que tome la forma de volado. Puedes usar encaje o listón para darle un toque más llamativo y que contraste con el resto de las cortinas.
  2. Une el volado con la cortina, justo en el borde inferior del dobladillo donde pasa el cortinero.
  3. Ya sólo debes de colgarla para notar lo linda que puede lucir tu cocina.

Así de fácil puedes tener tus cortinas para cocina, como se trata de ponerle creatividad, se vale añadirle elementos como encaje y flecos. También puedes comprar listón para hacer los sujetadores, el objetivo es que eches a volar tu imaginación.

En Modatelas contamos con todo el material que necesitas para hacer realidad el diseño que más te guste, desde las agujas necesarias para comenzar a darle forma a tus cortinas, hasta los cortineros que terminarán por darle el toque llamativo que deseas tener en tu cocina.

Deja una respuesta

Tu e-mail no será publicado. Los campos requeridos están marcados. *