Ideas que Inspiran

Cómo hacer cortinas con efecto degradado

Cómo hacer cortinas con efecto degradado

Necesitas un espacio de trabajo amplio y abierto en el que puedas trabajar. Si buscas unas cortinas pesadas te recomendamos loneta rústica; sin embargo debemos advertirte que el efecto degradado te luce mucho más si ocupas una tela ligera y vaporosa como el tergal francés.

Materiales: 

*Manta de algodón (Cod. 5004002).

*Colorante caballito.

*Tina con agua.

*Sal.

*Guantes para las manos.

*Palangana grande.

*3m de plástico.

Paso 1: Corta el largo deseado para tus cortinas.

Paso 2: Haz un dobladillo a los lados y a la base de la pieza.

Paso 3: En la parte alta de la cortina dobla la tela a 7 cm. Marca el dobladillo de tu tela y cose sobre el doblés.

Paso 4: Repite para la segunda pieza.

Paso 5: En un recipiente con agua disuelve 5 gr. de carbonato monosódico, esta sustancia liberará las gomas del tejido y abrirá las fibras para que reciban el colorante. Después de bañar tus cortinas en esta solución, enjuaga con agua fría.

Paso 6: Hierve agua y mezcla el colorante siguiendo las instrucciones del paquete. Agrega sal o vinagre a tu tinte (estas sustancias fijarán el colorante).

Paso 7: Mete tus cortinas al recipiente que has designado para el teñido. Asegúrate que hay suficiente espacio para las dos piezas de tu juego de cortinas. Te recomendamos teñir ambas al mismo tiempo para que el degradado sea parejo.

Paso 8: Verifica que el recipiente que has elegido tiene suficiente espacio para teñir ambas cortinas; si es así, estás listo para comenzar. Despeja el recipiente. Extiende un plástico sobre el área que circunda tu palangana; este plástico será la superficie sobre la cual descansarás tu tela, después del teñido. Asegúrate de que el plástico este limpio, libre de pelusas y/o basuritas.

Paso 9: Vierte agua caliente en el recipiente hasta llenarlo. Vierte el tinte que has preparado y disuelve con movimientos circulares.

Paso 10: Comienza el proceso de teñido. Introduce las cortinas sin llegar hasta arriba, deja unos 60 cm y comienza a teñir. Retira pronto la primera parte del teñido para lograr un tono claro al comienzo. El tiempo de baño será proporcional a la intensidad del tono obtenido, ve sacando la tela lentamente. Cuenta treinta segundos para cada pulgada de tela y ve retirando. La tela de la parte inferior tendrá mayor exposición al pigmento, por tanto la parte más intensa de tu tono lucirá en la base de tu cortina.

Paso 11: Después de sacar tus cortinas de la tintura, es importante que las dejes estiradas, en lo posible con los ganchos inclinados hacia arriba (es decir, ir retirándola verticalmente o en diagonal) para que la tela humedecida no se encime sobre sí misma y modifique el degradado que acabas de lograr.

Paso 12: deja secar la tela al menos un día y enjuaga con agua fría (sin dejar sumergida la tela), para retirar cualquier resto de tintura.

Paso 13: Deja secar las cortinas (puedes tenderlas al sol) y plancha para fijar los colores.

Deja una respuesta

Tu e-mail no será publicado. Los campos requeridos están marcados. *