Ideas que Inspiran

Bote para ropa sucia. Pequeño, útil y muy práctico

Bote para ropa sucia. Pequeño, útil y muy práctico

¿Que la ropa sucia se lava en casa? Así es y nunca fue tan sencilla esta labor como a partir de hoy porque con la nueva manualidad que tenemos para ti, se trata de un bote para ropa sucia con el que podrás mantener ordenadas tus habitaciones y tener a la mano, aquellas prendas que ya necesiten una buena lavada.

Todas las familias acostumbran tener algún bote o mueble grande para colocar las prendas que ya han usado, lo que significa que hay un revoltijo de prendas: calcetines de los niños, camisas de papá, faldas de mamá, etc. Por lo que siempre, lavar te lleva más tiempo de lo normal porque hay que separar pieza por pieza.

Separar la ropa es un buen hábito de lavado, ya que hay prendas delicadas que no se pueden lavar a máquina y hay otras que se destiñen fácilmente, por eso se recomienda lavar en conjunto aquellas prendas que sean de colores similares y este pequeño bote para ropa sucia será un buen aliado

¿Por qué? Ahora cada integrante de la familia podrá tener su propio bote, ahí tendrá todas las prendas sucias que ya ha usado, así ya no habrá montañas y montañas de ropa sucia. Gracias a su tamaño reducido queda perfecto en cualquier esquina de una habitación y tiene una funda que podrás quitar y poner cada que sea la hora de lavar.

Bote para ropa sucia paso a paso

Como ya lo sabes, todos los materiales que a continuación vamos te vamos a enlistar para que puedas elaborar tu propio bote para ropa los vas a encontrar en nuestra tienda en línea. Tenemos productos de la mejor calidad y a precios increíbles para que nunca dejes de crear cosas nuevas.

Materiales:

  • Hilo
  • Aguja
  • Manta
  • Tijeras
  • Cartón
  • Alfileres
  • Tela lisa
  • Cinta métrica
  • Tiza para tela
  • Pellón grueso
  • Silicón caliente
  • Máquina de coser
  • Loneta estampada

Procedimiento: 

1.- Para la parte frontal, recortamos de la tela loneta estampada un rectángulo con las medidas de 45 cm de ancho x 73 cm de largo.

2.- Del pellón grueso vamos a necesitar otro rectángulo, pero este debe medir 42 cm de ancho x 68.5 cm de largo.
3.- El pedazo de cartón, de igual manera va a quedar en forma rectangular con las medidas 36 cm de ancho x 69 cm de largo.

4.- Colocamos la tela loneta y con el gis para tela y la cinta métrica hacemos una marca a 3 cm de distancia de la orilla de la tela.

5.- Tomando en cuenta esa marca hecha en el paso anterior, colocamos la pieza de cartón y sobre esta la de pellón, en la que vamos a dibujar con el gis, todo el contorno del cartón.

6.- Sobre uno de los lados del ancho colocamos alfileres para prender la loneta al pellón y retiramos el cartón.

7.- Sobre el lado que está libre del pellón, hacemos dos marcas a 10 cm de la orilla, una en la parte superior y otra en la inferior y cosemos por todo el ancho.

8.- De los 3 cm que medimos en el paso 4, ahora vamos a doblar ese pedacito de tela por la mitad y lo cosemos. Hasta este punto tenemos 1 pieza frontal, pero necesitamos otra, así que debemos repetir estos pasos.

9.- Para la pieza lateral, marcamos en la tela loneta un rectángulo que mida 24 cm de ancho x 73 cm de largo.

10.- Del pellón grueso debemos obtener un rectángulo de 24 cm de ancho x 68.5 cm y del cartón uno con las medidas, 19 cm de ancho x 60 cm de largo.

11.- Nuevamente sobre la loneta, colocamos la pieza del cartón y hacemos una marca a 3 cm de la orilla.

12.- Con la pieza del pellón sobrepuesta, marcamos todo el contorno de la pieza del cartón, prendemos la loneta al pellón y retiramos el cartón.

13.- Realizamos una costura por ambos largos. Es decir, sólo nos tiene que quedar libre uno de los lados del ancho.

14.- Por el lado libre, medimos 3 cm de tela loneta y la doblamos a la mitad para coserla. Repetimos nuevamente del paso 9 hasta esta para obtener una segunda pieza lateral.

15.- Para la base vamos a necesitar una pieza de manta que mida 24.5 cm de ancho x 42 de largo, así mismo una pieza de pellón con las mismas medidas y finalmente una pieza del cartón que mida 19 cm de ancho x 36 de largo.

16.- Tomando como referencia el orden anterior, colocamos las piezas y marcamos sobre el pellón, el contorno del cartón. Prendemos con alfileres por tres de sus lados, dejando libre uno de los lados del ancho.

17.- Prendemos por el largo, una pieza lateral a una frontal, del otro lado de la frontal colocamos la segunda pieza lateral y finalmente prendemos la segunda pieza frontal.

18.- Cosemos todas las piezas y en seguida, prendemos la base a ellas acomodando ancho con ancho y largo con largo y cosemos, sin olvidar que debemos dejar libre uno de los anchos.

19.- Por el espacio libre de la base, le metemos la pieza de cartón y ahora sí, terminamos de prender ese último lado para coserlo.

20.- Volteamos al derecho y sobre cada lado, metemos su pieza de cartón correspondiente, esto le dará firmeza a nuestro bote para ropa sucia. Con el silicón pegamos hacia dentro el sobrante de tela.

21.- Con la manta debemos obtener las mismas piezas que hemos trabajado hasta ahora. Es decir, 2 laterales, 2 frontales y 1 base. Las prendemos y las cosemos para crear una funda.

22.- Para las asas, de la tela lisa recortamos 2 tiras que midan 10 cm de ancho x 30 cm de largo. Prendemos la tela hacia dentro aproximadamente 1 cm, nuevamente las doblamos a la mitad y las cosemos.

23.- Ya que obtuvimos dos asas delgaditas, las cosemos a los lados frontales correspondientes de la funda.

24.- Por último debemos meter la funda a la parte exterior del bote para ropa sucia, doblamos la tela excedente de la funda y listo.

    Lavar no volverá a ser esa tarea pesada, ahora cada integrante de la familia podrá contribuir de una manera más práctica. Verás que a todos les encantará tener su propio bote para ropa sucia, así que si te gustó comparte esta manualidad con amigos y familiares para que conozcan más ideas de Modatelas.

    Deja una respuesta

    Tu e-mail no será publicado. Los campos requeridos están marcados. *